Experto: “El próximo terremoto en Chile no necesariamente será en el norte”

El director del Servicio Sismológico, Sergio Barrientos, no descarta que en el mediano o corto plazo pueda ocurrir un gran terremoto al norte de Pichilemu, que incluya la Región de Valparaíso.

El terremoto de 1985 en Valparaíso (en la foto) no fue tan grande como para no esperar un nuevo gran sismo en la zona en el mediano o corto plazo. Foto: El Mercurio

SANTIAGO.- Aunque está instalada la idea de que el próximo terremoto en Chile se producirá en el norte, esto no se puede dar por hecho, ya que es posible que un megasismo sacuda a cualquier zona del país, incluso a la zona central.

Así lo indica el director del Servicio Sismológico de la Universidad de Chile, Sergio Barrientos, quien señala que si bien “es probable que ocurra un terremoto en la zona norte, porque hace mucho tiempo que no ocurre uno ahí, no necesariamente va a ser el próximo que ocurra en Chile”.

“A mí no me sorprendería en lo absoluto que ocurriera un temblor significativo en Chile y que no sea en el norte. Puede perfectamente ocurrir un terremoto que produzca daño, de magnitud 8 o más, en alguna otra parte”, afirma el experto.

Entre los lugares más probables para que se produzca un megasismo en el mediano o corto plazo, Barrientos menciona la zona ubicada al norte de Pichilemu, incluyendo la Región de Valparaíso. Esto debido a que está aledaña al área de ruptura provocada por el terremoto del 27-F, que abarcó desde Pichilemu a la península de Arauco.

“Cuando ocurre una ruptura en una cierta región, la zona que está inmediatamente en las cercanías del evento es donde hay más probabilidades de que ocurra un terremoto en el tiempo cercano”, explica el director del Servicio Sismológico.

Esto se debe a que la zona aledaña al área de ruptura “queda sometida a una tensión mayor”. “Hay un cambio en la tensión y si ese cambio es lo suficientemente importante podría producir otro terremoto”, indica Barrientos.

En base a este modelo, el experto señala que “desde Pichilemu al norte, hasta La Serena, Copiapó o hasta Taltal, podría ocurrir un terremoto importante en los próximos años y no me llamaría la atención que así ocurriese. (De hecho) es ahí donde han ocurrido muchas réplicas, y se podría esperar un terremoto sobre 8 (Richter)”.

A esto se suma que en esa zona hay una especie de “laguna sísmica” (mucho tiempo en que no se produce un terremoto de mayor magnitud)  que se prolonga desde hace casi 300 años, ya que, contrario a lo que se pueda pensar, el último terremoto importante que afectó a la Región de Valparaíso se produjo en el año 1730.

“Si bien en 1985 se produjo un terremoto en la Región de Valparaíso, fue de magnitud 7,8, menor a 8, fue un temblor chico. De manera que el último terremoto de grandes características ha sido más bien el del año 1730”, afirma.

Indica que si bien hay poca información sobre ese terremoto, pues no había instrumental, “se cree que fue del orden de magnitud de 8,5” y fue acompañado de un maremoto. “El tsunami más importante que ha habido en Valparaíso ha sido producido por ese terremoto de 1730, el mar llegó hasta lo que es ahora la bodega del Congreso”.

De todas formas, la zona norte del país sigue siendo un terreno propicio para la ocurrencia de un gran terremoto, ya que hace más de un siglo que no se registra un sismo de grandes proporciones. “Exceptuando la zona del terremoto de 1922 (ocurrido en Vallenar, en la Tercera Región), porque solamente han transcurrido noventa años y fue un terremoto relativamente grande (de 8,4 Richter y sucedido por un tsunami), yo diría que en cualquier otra parte hay suficiente energía guardada como para que ocurra un terremoto importante sin problema”, explica el sismólogo.

¿Y en la zona del 27-F?

En cuanto a la posibilidad de que un nuevo gran terremoto vuelva a azotar en el corto plazo a la misma zona afectada para el 27 de febrero de 2010 –entre Pichilemu y la península de Arauco–, Barrientos señala que como en esa oportunidad “hubo una gran liberación de energía, con 20 metros de desplazamiento (del terreno), las probabilidades de que ocurra un terremoto similar, de las mismas características, en ese mismo lugar, son bastante bajas”.

Algo similar ocurriría con al área situada al sur de la península de Arauco, ya que en una fecha cercana, en 1960, fue azotada por el terremoto de Valdivia, que alcanzó una magnitud de 9,5, el más grande de la historia. En esa ocasión la zona de ruptura abarcó entre la península de Arauco, en el Biobío, y la península de Taitao, en la Región de Aysén.

“Es un poco difícil que ocurra un gran terremoto hacia el sur, porque el terremoto de 1960 fue tremendamente grande como para que ocurra otro terremoto importante en el futuro cercano. Pueden ocurrir temblores de magnitud sobre 7,5 Richter, casi 8, pero van a ser temblores más chicos”, señala el director del Servicio Sismológico.

De todas formas, remarca que en Chile todos los habitantes debieran estar siempre preparados para enfrentar un terremoto, ya que “en un país como éste sabemos que los terremotos van a ocurrir de todas maneras, porque han ocurrido en los últimos miles de años, en los últimos cientos de años, y van a seguir ocurriendo en el futuro”.

Fuente: http://www.emol.com

El 28 de mayo será megasimulacro de terremoto y tsunami en región de Valparaíso – Chile

El intendente de la Región de Valparaíso, Raúl Celis, junto a autoridades locales y alcaldes del borde costero de la región, encabezaron una reunión ampliada en la que se confirmó la realización el próximo 28 de mayo de un mega simulacro de terromoto y tsunami en la zona, en que se espera evacuar a unas 600 mil personas.

Junto a la autoridad regional, participaron del encuentro el jefe (s) de la División de Protección Civil de Onemi, Camilo Grez; el director regional de Onemi Valparaíso, Guillermo de la Maza; el alcalde de Valparaíso, Jorge Castro, la alcaldesa de Viña del Mar Virginia Reginato y personal de la Armada.

El intendente regional informó que el simulacro convocará a 20 ciudades y 40 localidades del borde costero de la V Región e invitó a participar a todos los que habitan el borde costero, con a finalidad de prevenir cualquier fenómeno de la naturaleza.

“El ejercicio de evacuación está apoyado por cartas de inundación efectuadas por el SHOA que abarcan una historia de 300 años, de manera que la información con que contamos es sumamente rigurosa. Espero que los vecinos colaboren con esta actividad que persigue el bienestar, la seguridad y la salud de las personas” , sostuvo la máxima autoridad regional.

Por su parte, el alcalde Jorge Castro, indicó que “nos estamos preparando para el ejercicio del 28 de mayo, vamos a integrar a todos los Comités Comunales de Seguridad, para que en conjunto informemos a la ciudadanía de esta gran iniciativa” .

El director regional de Onemi explicó que el simulacro “nos ayudará a mejorar todas las acciones que hemos trabajado desde hace años, vamos a enfocarnos en la capacitación, la entrega de información, incluyendo universidades, gestión al interior de los servicios, para generar cultura preventiva. Convocaremos a la comunidad organizada para que sean nuestros interlocutores, esperando evacuar a más de 600 mil personas del borde costero” .

Posteriormente, las autoridades bajaron a la Plaza Aníbal Pinto para inaugurar la señalética del borde costero, las que indican las zonas de riesgo, vías de evacuación y áreas de seguridad.

En la región se instalaron 1.539 señaléticas, incluyendo el territorio insular, completando a la fecha el 96% de los municipios costeros continentales e insulares que cuenta con estas señalizaciones viales.

Al respecto, el jefe comunal porteño informó que “son 40 señaléticas las que se están instalado en las zonas de riesgo, 90 en las zonas de evacuación y 35 en las zonas seguridad, para que los habitantes que participen de este ejercicio tengan la posibilidad de ser guiados a través estas señales”.

Fuente: http://www.publimetro.cl

Valparaíso: chilenos denuncian megaproyecto que destruye Patrimonio de la Humanidad

Se trata de un centro comercial que destruirá el borde costero y esconderá la vista al mar.

Cuestionados megaproyectos sin las regulares autorizaciones en diversas regiones de Chile, tiene en pie de guerra a las organizaciones ciudadanas. Hoy en el Puerto de Valparaíso los ciudadanos cuestionan el permiso de construcción de un Mall en el borde costero Barón que se iniciaría en los próximos meses.

Los opositores presentaron una denuncia a la UNESCO, un recurso de nulidad de venta de terrenos, que sería ilegal, una querella criminal por fraude al fisco, y se están evaluando además nuevas acciones en tribunales.

Los que se oponen aseguran que si se realiza la construcción, destruirá el borde costero, esconderá la vista al mar y, en vez de dar más empleo, los suprimirá o reemplazará por otros más precarios.

Por su parte la Dirección de Obras Municipales exigió a Mall Plaza efectuar una Declaración de Impacto Ambiental por el eventual daño a los almacenes fiscales, informa El matutino de Valparaíso, según cita Radio Universidad de Chile.

Abogados de las agrupaciones ciudadanas que en enero pasado recurrieron a la UNESCO para evitar la polémica construcción, afirman que esta solicitud es insuficiente.

“No basta una simple declaración de impacto ambiental, ni tampoco que sólo concierna a los almacenes Simón Bolívar. Nosotros pedimos que aquí haya un estudio de impacto ambiental, con procesos importantes de participación ciudadana por cuanto aquí la gente tiene derecho a expresarse y manifestar sus puntos de vista y es menester además que se evalúe, patrimonial y ambientalmente este proyecto para la ciudad”, precisó el abogado Pablo Andueza, en declaraciones a Radio Universidad de Chile.

Andueza subrayó que en el lugar hay un valor patrimonial y de actividades tradicionales, y donde se piensa edificar existen incluso materiales de la ciudad que son anteriores al terremoto de 1906.

La asociación Borde costero publica en su sitio web que el acuerdo de Mall Plaza se realizó en forma irregular con la presencia de personas que impidieron que se ejerciera la ley pública en 2009 [ver video].

Entre otras irregularidades declaran que “Mall es propiedad de Empresa Portuaria. ¿Corresponde que una empresa portuaria estatal tenga como negocio un Mall? No será mejor que se preocupe de la expansión del Puerto?”.

Señala que si se ve el informe de Economía y Negocios del 23 de octubre, página B11, se describe que hay que prepararse, que en unos 7 a 8 años llegarán a Sudamérica los barcos más grandes del mundo, y Chile no tiene puertos para atenderlos.

Advierte que en el contrato figura una cifra de un precio mínimo, el cual es el único garantizado, es decir 2.25UF por metro cuadrado. Entonces quiere decir que hay interés de comprar terreno portuario, sino “¿Porqué incluir en el contrato la opción de compra?”.

Los portavoces de Borde Costero describen  que nunca se hizo la mencionada “Consulta a la Comunidad”, como se observa en el polémico video.

“Es totalmente falso. Este intento de proyecto se ha caracterizado por el uso de tácticas propias de la mafia, que se pueden ver claramente en la sesión del Consejo Municipal de Valparaíso donde se aprobó la modificación al plan regulador(video) en que actuaron matones y se impidió el acceso público a una sesión que por ley es pública”. De las más de 100 objeciones hechas por la comunidad, ninguna fue aceptada. ¿Es eso participación?”, agrega el informe.

Otro comentario explica que “El contrato ha sido de público acceso a través de nuestro sitio y no directamente por parte de Mall Plaza ni la Empresa Porturia de Valparaíso. ¿ Cúal es la dirección de Mall Plaza? ¿Será el “Bar la Rotonda de Valparaíso”, tal como aparece detallado en el contrato?”, comunica Borde Costero.

Valparaíso es conocido por sus populares construcciones en los cerros y los numerosos históricos maremotos. Los detractores del contrato señalan además “¿tiene seguros contratados contra Tsunami? Quién se hará responsable de los posibles muertos?

La arquitecta Sandra Horn, quien lidera el “Comando de Defensa de Valparaíso”, advirtió que este proyecto inmobiliario no considera la expansión del puerto que debe realizarse luego de la firma de diversos tratados de libre comercio, informa Radio Universidad de Chile.

Según Sandra Horna, el proyecto perjudica indirectamente a la fuente laboral de 12 mil personas y acusa que no está la declaración del impacto vial.

La arquitecto concluyó además en denunciar la inseguridad de situar la construcción en ese lugar.

“Después del terremoto del 27 de febrero salió una ley de que todas las ciudades del borde costero tenían que alterar su Plan Regulador para incluir el Plan de Inundación de Maremoto”.

“Y este programa para Valparaíso es desde Edwards hasta Barón y Chacabuco. Es decir, toda el área a construirse, es inundable de maremoto. Creo que la empresa portuaria de Valparaíso, está actuando de una manera genocida”, advirtió la profesional en declaraciones a la radioemisora.

La foto de un desproporcionado y gigantesco Mall autorizado irregularmente detrás de los turísticos e históricos palafitos de Castro, en el sur de Chile dio la vuelta al mundo semanas atrás; hoy un megaproyecto comercial quiere tapar la costa azul del Puerto de Valparaíso, incluso conociendo sus históricos maremotos.

Fuente: http://www.lagranepoca.com