Israel Gasta 60 millones de dólares diarios en la cruenta guerra en Gaza

AFP

AFP

Israel gasta 60 millones de dólares diarios en la guerra en Gaza, que según los expertos lleva camino de convertirse en la más cara de las libradas en los últimos diez años, informó hoy el diario local “Haaretz”.

Responsables del ministerio de Defensa citados por el rotativo afirman que el coste total de los 41 días de bombardeos y combates sobre la asediada Franja superó el pasado miércoles los 2.500 millones de dólares, con lo que ha superado el gasto de la de 2006 en el Líbano, sin haber aún acabado.

“Aun así, el Ejército ha gastado menos dinero por día en los combates contra (el movimiento islamista) Hamás que contra (el grupo chiíta libanés) Hizbulá”, agrega la publicación, que precisa que los costes diarios de la actual ofensiva han descendido desde que hace unas semanas concluyó la operación terrestre.

El gasto total ha sido puesto en cuestión, no obstante, por los responsables del Tesoro israelí, que creen que el gasto es unos 565 millones de dólares, menor, precisa el diario progresista.

“Fuentes de defensa indicaron que la discrepancia se debe a que ellos incluyen también el coste del material bélico que ha resultado dañado, así como los equipos que se necesitan para restaurar la capacidad militar previa de emergencia. Solo eso supone unos 281 millones de dólares” afirma.

“Además, debe computarse el gasto de atender a los heridos y a las familias de los soldados caídos en el campo de batalla. El Ejército sospecha que el ministerio de Finanzas no lo ha tenido en cuenta”, agrega.

“Al final, el costo de la guerra es más un asunto para el libro Guinnes de los récords”, subraya el diario.

Fuentes:

http://www.diariopyme.cl/increible-israel-gasta-60-millones-de-dolares-diarios-en-la-cruenta-guerra-en-gaza/prontus_diariopyme/2014-08-22/110716.html

http://www.haaretz.com/news/diplomacy-defense/.premium-1.611930

Cálculos cósmicos revelan una crisis de luz faltante

Traducido por Mónica Caruana para Seti.cl

Simulaciones de computadora de hidrógeno intergaláctico en un universo “tenuamente iluminado”(izquierda), y en un universo “brillantemente iluminado”(derecha), que posee cinco veces más de los fotones energéticos que destruyen los atómos de hidrógeno neutro. Las observaciones de la absorción de hidrógeno por el Telescopio Espacial Hubble concuerdan con la imagen de la derecha, pero si se usan únicamente las fuentes de luz ultravioleta conocidas se producen las estructuras más gruesas de la izquierda, así como una grave discrepancia en las observaciones. Crédito: Ben Oppenheimer y Juna Kollmeier.

Simulaciones de computadora de hidrógeno intergaláctico en un universo “tenuamente iluminado”(izquierda), y en un universo “brillantemente iluminado”(derecha), que posee cinco veces más de los fotones energéticos que destruyen los atómos de hidrógeno neutro. Las observaciones de la absorción de hidrógeno por el Telescopio Espacial Hubble concuerdan con la imagen de la derecha, pero si se usan únicamente las fuentes de luz ultravioleta conocidas se producen las estructuras más gruesas de la izquierda, así como una grave discrepancia en las observaciones. Crédito: Ben Oppenheimer y Juna Kollmeier.

Algo no anda bien con el Universo. Parece haber un enorme déficit de luz ultravioleta en el presupuesto cósmico.

En las vastas magnitudes de espacio vacío entre las galaxias existen bucles de hidrógeno y helio que funcionan como puentes entre estas y que pueden ser utilizados como un preciso “medidor de luz”. En un estudio reciente publicado en The Astrophysical Journal Letters, un equipo de científicos se encuentra con que la luz de poblaciones conocidas de galaxias y cuásares no es suficiente para explicar las observaciones de hidrógeno intergaláctico que se han hecho. La diferencia es de un impactante 400 por ciento.

“Es como si estuvieras en una habitación brillantemente iluminada, pero al mirar alrededor solo vieras bombillas de 40 watts”, observó Juna Kollmeier, autora principal del estudio. “¿De dónde proviene toda esa luz? No aparece en nuestro censo”.

Extrañamente, esta discrepancia solo aparece en el relativamente bien estudiado cosmos cercano. Cuando los telescopios se enfocan hacia galaxias a miles de millones de años luz (observando por lo tanto el universo como era miles de millones de años luz atrás), todo es congruente. El hecho de que estos cálculos funcionen en el universo temprano pero se derrumben localmente tiene a los científicos perplejos.

La luz en cuestión consiste en fotones ultravioleta altamente energéticos que son capaces de convertir átomos de hidrógeno neutro en iones con carga eléctrica. Las dos fuentes conocidas de dichos fotones ionizantes son los cuásares —impulsados por gas caliente que cae dentro de agujeros negros de más de un millón de veces la masa del sol—, y las estrellas jóvenes más calientes.

Las observaciones indican que los fotones ionizantes de las estrellas jóvenes casi siempre son absorbidos por el gas de la galaxia anfitriona, por lo que no llegan a escapar nunca como para afectar el hidrógeno intergaláctico. Pero el número de cuásares conocidos es mucho más bajo de lo que se necesita para producir la luz requerida.
“O bien nuestros cálculos de la luz proveniente de galaxias y cuásares están muy alejados de la realidad, o hay alguna otra fuente mayor de fotones ionizantes que no hemos identificado”, dijo Kollmeier. “Hemos llamado a esta luz faltante la crisis de producción insuficiente de fotones, pero son más bien los astrónomos quienes están en crisis: de una u otra manera el universo se las arregla muy bien”.

La discordancia surge al comparar las simulaciones del gas intergaláctico hechas por supercomputadoras con los análisis más recientes del Espectógrafo de Orígenes Cósmicos, del Telescopio Espacial Hubble. “Las simulaciones concuerdan con los datos en el universo temprano maravillosamente, y concordarían con los datos locales maravillosamente si nos permitiéramos dar por hecho que esa luz extra realmente está allí”, explicó Ben Oppenheimer, un coautor de University of Colorado. “Es posible que las simulaciones no reflejen la realidad, lo que sería en sí una sorpresa, ya que el hidrógeno intergaláctico es el componente del universo que creemos entender mejor”.

“La posibilidad más emocionante es que los fotones faltantes provengan de una nueva fuente exótica, y no en realidad de galaxias o cuásares,” dijo Neal Katz, un coautor de University of Massachusetts en Amherst. Por ejemplo, la misteriosa materia oscura, que mantiene a las galaxias unidas pero que jamás ha sido vista directamente, podría en sí misma descomponerse y ser finalmente la responsable de esta luz extra.

“¡Sabes que es una crisis cuando comienzas a hablar seriamente de materia oscura en descomposición!” comentó Katz.

“Lo increíble de una discordancia de 400% es saber que hay algo verdaderamente incorrecto”, comentó el coautor David Weinberg de The Ohio State University. “Todavía no estamos seguros de qué es, pero al menos una cosa que creíamos saber sobre el universo de hoy en día no es verdad”.

Sea exótica o no la explicación, los astrónomos estarán trabajando arduamente para arrojar luz sobre el misterio.

Otros coautores del estudio son Francesco Haardt de la Università dell’Insubria, Romeel Davé de la University of the Western Cape, Mark Fardal de la University of Massachusetts Amherst, Piero Madau de la University of California Santa Cruz, Charles Danforth de la University of Colorado, Amanda Ford de la University of Arizona, Molly Peeples del Space Telescope Science Institute, y Joseph McEwen de The Ohio State University.

Fuente

Visto enhttp://www.seti.cl/algo-anda-bien-con-en-el-universo-calculos-cosmicos-revelan-una-crisis-de-luz-faltante

¿Es la religión la raíz de todos los males?

la raiz de todos los males

Las siguientes líneas aparecen en la cabecera de un conocido blog ateo que suelo visitar:

“No encuentro ninguna diferencia entre el Islam y el fundamentalismo islámico. Creo que la religión es la raíz, y de la raíz crece el fundamentalismo como un tallo venenoso. Si quitamos el fundamentalismo y dejamos la religión, en un momento u otro el fundamentalismo volverá a crecer”.

Taslima Nasrin
Médico, escritora y columnista de origen bengalí

Les invito a realizar conmigo un pequeño experimento semántico 🙂

“No encontramos ninguna diferencia entre el sexo y el abuso sexual. Creemos que el sexo es la raíz, y de la raíz crece el abuso sexual como un tallo venenoso. Si quitamos el abuso sexual y dejamos el sexo, en un momento u otro el abuso sexual volverá a crecer”

(Conclusión obvia: hay que eliminar el sexo)

***

La conclusión anterior es “obvia”, pero es evidentemente errónea, porque la premisa de partida también lo era. Parece increíble que a estas alturas tengamos que incidir, una vez más, en este aspecto del debate, pero vamos a ello:

Señores ateos: no todos los creyentes somos extremistas ni, por el hecho de ser teístas (o deístas), acabaremos indefectiblemente siendo terroristas, del mismo modo que la gente que practica el sexo no acaba indefectiblemente cometiendo abusos sexuales, ni la gente honrada afiliada al partido comunista acaba enterrando minas antipersonas en Camboya. Esto es así aunque los nuevos ateos insistan en crear alarma en la sociedad con esta supuesta posibilidad. El terrorismo islamista es una degeneración de una idea religiosa, una aberración, no la consecuencia natural de esa idea, y el tallo de la aberración, desgraciadamente, puede surgir de la raíz de cualquier grupo social, religioso o no. Creo que todos podemos captar la diferencia entre ambos conceptos.

Entendemos que las vivencias personales de Taslima Nasrin, el modo brutal en que fue perseguida por los fundamentalistas islámicos, la han llevado a esta postura ideológica, posicionada justo en el “extremo” opuesto al punto ideológico en el que se encuentran sus enemigos. Y aquí usamos el término “extremo” intencionadamente. Comprendemos que este tipo de terribles abusos puede nublar la capacidad de razonar con claridad incluso a una persona inteligente como lo es esta notable escritora. Es una derivación lógica de su traumática experiencia privada, casi una previsible estratagema psicológica. Pero, aunque la entendamos, aunque compartamos su indignación y nos unamos sin dudarlo a su denuncia contra los integrismos religiosos, también comprendemos que, en el fondo, su postura doctrinal anti-teísta resulta tan obcecada, injustamente generalizadora y extremista como lo es la ideología radical que trata de combatir.

Por cierto, ¿cómo pretende esta señora, y cómo pretenden los nuevos ateos en general, “cortar de raíz” la religión? ¿Qué medios usarán para hacerlo? ¿De qué modo se puede cortar de raíz las creencias de la gente sin violar, uno a uno, casi todos los derechos más elementales de las personas recogidos en la Declaración Universal de los Derechos Humanos? Esos mismos derechos, que por cierto, la señora Nasrin asegura defender a capa y espada.

La inmensa mayoría de los creyentes somos ciudadanos pacíficos y luchamos desde nuestra parcela particular por crear un mundo mejor y menos hostil para todos. Hay una minoría que “hace ruído”, mucho ruído, y es esa minoría la que aparece en los medios porque la mayoría silenciosa casi nunca es noticia. Pero es en la minoría ruidosa donde los nuevos ateos ponen el punto de mira de su rifle de largo alcance y ven reflejado el oscuro rostro del “demonio del teísmo”. Sin embargo, no es necesario realizar ninguna enrevesada pirueta mental para entender que esa minoría, por muy numerosa que parezca y por mucho ruido que haga, no es representativa de todos los creyentes, del mismo modo que Pol Pot y sus Jemeres Rojos no son representativos de todos los comunistas, quienes, en su mayoría, son gente de bien. Juzgar el todo por la parte nunca ha sido precisamente un ejercicio de honestidad intelectual.

Por otra parte, recordemos que el ateísmo militante, llevado a su paroxismo, también puede acabar en agresión y no sólo verbal.

Pregunta:

Cuando, del modo que sea, los nuevos ateos proselitistas por fin acaben con la religión, que es la “causa de todos los males” (Dawkins dixit), ¿qué harán después para acabar también con todas las demás ideologías no religiosas (políticas, económicas, nacionalistas, patrióticas, territoriales, tribales, etc.) que, estadísticamente hablando, han causado la inmensa mayoría de las muertes violentas a lo largo de la Historia? ¿O estas otras causas, a pesar de ser más numerosas, no les importan tanto? Y, si no les importan, ¿por qué?

Unos datos para la reflexión:

Se estima que las Cruzadas causaron la muerte de 1.000.000 de personas a lo largo de dos siglos. La Inquisición cometió 350.000 asesinatos (me niego a llamarlas “ejecuciones”), durante los siglos XVI al XVIII.

Sólo en el siglo XX, en el curso de unas cuantas décadas, entre Josef Stalin y Mao-Tse Tung acabaron con la vida de 120.000.000 de personas. No cito a estos dirigentes porque fueran ateos, -que lo eran- sino porque, precisamente por serlo, sabemos que NO mataban en el nombre de Dios. Stalin incluso asesinó a algunos de sus familiares simplemente por mostrar su disidencia. Este hecho histórico comprobable confirma nuestra tesis de que no es necesario creer en ningún dios para que alguien se convierta en un tirano genocida. Basta una idea, la que sea.

Por tanto, si resulta que la religión no es “la única causa de todos los males”, que cualquier idea, por inocua, inocente o luminosa que pueda parecer en principio, llevada a su extremo por dirigentes corruptos puede acabar en democidio, ¿cuál sería la solución?

Proponemos:

  • No tenga usted ideas religiosas, podría acabar matando.
  • No tenga usted ideas políticas, podría acabar matando.
  • No tenga usted ideas ecológicas, científicas, patrióticas, podría acabar matando.
  • No siga usted con entusiasmo ningún tipo de corriente filosófica, doctrinal, escuela de pensamiento o cualquier otro movimiento social o cultural, podría acabar matando.
  • No tenga usted ideas, en general, podría acabar matando.
  • No tenga usted sexo, podría acabar matando.

Conclusión final:

Sea usted ateo, esa es la solución a “todos los males”.

Aunque suene a guasa, no lo decimos en broma: la mayoría de los nuevos ateos, y he leído a muchos, están seguros de que cuando todos pensemos como ellos, cuando nadie crea en Dios, amanecerá una nueva era de paz, amor y concordia sin precedentes en la Historia del hombre. Compruébenlo por ustedes mismos, mediten estas frases de unmodesto y autocrítico 😉 ateo que participaba en un foro de debate. Los caracteres en gris son añadidos míos:

“Pedir (a los creyentes) que dejen de creer es imposible, necesitamos una generación como yo, 😀  criado en la ciencia crítica, basada en el materialismo dialéctico, carente de metafísica existencial, sí hay un mundo sin bien ni mal, solo que ustedes (los creyentes) jamás lo entenderán”

(Sí, de vez en cuando a los creyentes se nos olvida que somos todos idiotas e ignorantes, es bueno que nos lo recuerden… )

***

Y, ya para terminar, ¿en qué evidencia se basan los adalides del empirismo científico para respaldar una afirmación tan categórica como esa de que un mundo ateo sería mejor que el actual? ¿En la “evidencia” histórica? 🙂

Y, si la “evidencia histórica”, como es obvio, no la respalda, ¿qué alimenta, entonces, su pasmosa seguridad en que ese futuro pero inminente mundo ateo será un glorioso paraíso en paz?

¿Su fe, quizás?
🙂

“La violencia, sea cual sea la forma en que se manifieste, es un fracaso”

Jean Paul Sartre

Filósofo, escritor y activista político francés

Fue uno de los máximos exponentes del marxismo humanista

Fuentehttp://frasesdedios.blogspot.com/2014/08/es-la-religion-la-raiz-de-todos-los.html

Y para rematar este artículo:

Polémica por científico que alienta aborto de bebés con síndrome de Down

El científico Richard Dawkins inició una polémica en su cuenta de Twitter tras indicar que “sería inmoral” traer al mundo a un bebé con síndrome de Down.

“Honestamente no sé qué haría si quedara embarazada de un niño con síndrome de Down”, ese fue el mensaje de una usuaria de Twitter que Dawkins decidió responder sin pensar en las repercusiones.

Como consignó Infobae, Dawkins replicó: “Abórtalo y trata de nuevo. Sería inmoral traerlo al mundo si tienes la elección”.

Decenas de personas criticaron su postura. Por ejemplo, Matt Kane respondió: “¿Has conocido alguna vez a alguien con síndrome de Down? A ver si aún piensas que estarían mejor si nunca hubieran nacido”.

Otro usuario, Felix Greene lo increpó comentando que “por favor, dile a la gente con síndrome de Down que no merece vivir porque ‘tú’ piensas que es inmoral y cruel”.

Creo que esto viene de cajón al artículo…   y recuerde:

El materialismo científico no lo hace a usted mas o menos inteligente que el resto (es solo una herramienta), ellos usan sus propias escalas para medir a los que están dentro del “establishment”, pero no son capaces de darse cuenta que fuera del “establishment” hay gente mucho más capaz e inteligente que los que andan proclamando su nivel filosófico en sus cuentas de twitter o facebook.

“Dawkins, en realidad, pertenece al mismo club peculiar de divulgadores científicos en el que militaron Carl Sagan o Isaac Asimov una generación atrás. Estos popularizadores se tenían a sí mismos no por simples escribas, sino por altos prelados. Como Dawkins, tomaron sobre sí la tarea no solo de ilustrar al público sobre los hallazgos de la ciencia, sino también la de establecer lo que les estaba permitido creer a los fieles de la ciencia en el terreno metafísico (o sea, en el terreno de lo que está más allá de la ciencia misma). Pero seamos claros en esto. Muchos de los más grandes científicos vieron una conexión directa entre su trabajo de investigación y su afirmación de una ‘mente superior’, la Mente de Dios. Explíquese esto como se quiera, pero es un hecho innegable, y no se debe permitir que los vulgarizadores -que tienen sus propias agendas- lo oculten. Einstein, de hecho, dijo sobre el positivismo:

‘No soy positivista. El positivismo afirma que lo que no puede ser observado no existe. Esta concepción es científicamente indefendible, ya que es imposible hacer afirmaciones válidas sobre lo que la gente ‘puede’ o ‘no puede’ observar. Equivale a decir que ‘sólo existe lo que observamos’, lo cual, evidentemente, es falso

Si quieren combatir la creencia en Dios, los vulgarizadores deben proporcionar argumentos en apoyo de sus propias opiniones ateas. Los evangelistas ateos de hoy día apenas intentan construir argumentos. En lugar de eso, dirigen su artillería sobre los abusos sobradamente conocidos de la historia de las grandes religiones mundiales. Pero los excesos y atrocidades de la religión organizada no tienen nada que ver con la existencia o inexistencia de Dios, de la misma forma que la amenaza de la proliferación nuclear no tiene nada que ver con si es verdad o no que E=mc2″

Roy Abraham Varghese.  Profesor de Teoría y Práctica de la  Medicina en la Universidad de Stanford. Escritor y editor de obras de divulgación sobre el conflicto ciencia-fe. Extractos del prefacio a “Dios existe“, de Antony Flew, 2007, págs. 33 y 34

“Lo que Dawkins hace con demasiada frecuencia es concentrar su ataque contra los fundamentalistas. Pero hay muchos creyentes que no son los fundamentalistas” (Peter Higgs).  http://www.elmundo.es/elmundo/2012/12/27/ciencia/1356611441.html

¿Nuestras creencias son el resultado de dónde nacimos?

Interesante artículo del sitio “Verdad y Fe” dónde se analiza de forma concisa, pero directa, el pueril argumento expuesto por algunos eminentes defensores del ateísmo moderno, de la talla de Richard Dawkins, Christopher Hitchens y Dan Barker. Léalo!

Probablemente has escuchado algo como: “Si hubieses nacido en Iraq, fueses musulmán. Si hubieses nacido en India, fueses hindú. Como naciste en América, eres Cristiano.”

Entiendo que el ángulo que trae el argumento es que no necesariamente las creencias religiosas tienen fundamentos en la verdad, sólo en la geografía.

Entonces, ¿son nuestras creencias el resultado de dónde nacimos?

Ver la entrada original 630 palabras más